Naufragio cerca de Citerea

Juan Antonio Mañas, Embarque para Citerea (2011)

Pintura de Juan Antonio Mañas, Embarque para Citerea (2011)

Muchas veces la vi venir de lejos

apoyado en el chaflán de aquella esquina.

Creía ciertamente en el contorno

dorado de sus anclas,

en la fascinación augusta

del marfil gastado en sus salones,

camarotes donde el amor se agota

contra el fragor de la monotonía.

Algunas mañanas de domingo

nos agarrábamos también al barco

de la fortuna, viento en popa

debajo de las sábanas.

Pero nunca estuvimos solos,

otros tantos vinieron con nosotros

creyendo que tal vez tendrían sitio

al cruzar la frontera de los sueños:

sabios descamisados

banqueros deslenguados

políticos descalzos

bailando el agua al fondo del pasillo.

Y era la belleza una casa de citas.

La proa se pudrió de un aire

insano, tanta sangre

derramada, tanta sangre y el crujir

de maderas que obraban el milagro:

flotar entre alfileres descarnados.

Deshaciendo el amor en la cubierta

desafiando también todas las muertes

muy lejos aún de la dársena

del hotel de cinco

estrellas del catálogo de la isla

de Citerea,

el rastro se perdió, no quedó nadie,

como si nunca hubiese

pasado nada.

The following two tabs change content below.
Víctor Manuel Sanchis Amat
Víctor Manuel Sanchis Amat trata de mirar al mundo bajo el tamiz del arte desde hace ya algunos años. Es doctor en literatura hispanoamericana y ha participado en diversos volúmenes colectivos sobre historia y crítica de la literatura en América Latina. Ha publicado algunos poemas en revistas literarias como Salitre y Horizontal.
Víctor Manuel Sanchis Amat

Latest posts by Víctor Manuel Sanchis Amat (see all)

Trackbacks

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *