Perdido en tu camino

Hoy me quedo sin papel,
solo por recordarte,
solo para seguir con el dedo el camino a la cerradura,
que no solo esconde polvo y espectros,
sino ese margen de luz,
ese tesoro sagrado que tratas siempre de tapar con tu indiferencia.

Es tu esencia de persona,
es tu perfume y tu libertad,
que no solo putea a tus detractores,
a aquellos que solo quieren enjaularte.
No.
También designa recorridos,
designa sentidos que seguir con el dedo,
para no perderte en el camino,
para no quedarte solo.

Pero ya es tarde,
hace frío,
el Sol se oscurece.
Se ha cansado de trabajar,
se ha cansado de velar por ambos.
Solo la Luna mitiga un reflejo que nos mantiene vivos,
en la oscuridad absoluta.

Tu camino lo designa ahora la Fortuna,
y esta no quiere valerse por sí misma.
Es caprichosa y egoísta.
Es suspicaz y pudorosa

Prefiero morir aquí,
solo,
a la vera de tu ombligo.
Prefiero morir aquí,
que caminar a oscuras.

Y en mis labios una promesa rota,
un adiós,
un perdona,
una lagrima que llora,
y llora.

(Así que mi vida.)

Mi Sol se ha ido,
de la Suerte he huido,
y yo,
perdido en tu camino,
decido morir a la vera de tu ombligo.

The following two tabs change content below.
Miquel Loiu

Miquel Loiu

Si queréis conocer mejor al autor, seguid el twitter de su último blog, @MiquelLoiu.
Miquel Loiu

Latest posts by Miquel Loiu (see all)

Comments

  1. iñigoiñigo says

    Magnífico, esperanzador. Pensaba que ya no quedaban románticos dispuestos a morir por su amor a la persona amada a la verita de su ombligo.

    .

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *